Por estas fechas la web no es la única que cumple años y por lo visto, siendo fan de los zombies, no es muy complicado hacerme regalos relacionados con ellos que me gusten.

rcz 1

Todo comenzó el sábado pasado con la precelebración de cumpleaños (al fin y al cabo a medianoche los cumplía, así que solamente me adelanté unas horas).Había quedado con unos amig@s para ir a cenar a un mexicano con unos amigos, pero ellos tenían otros planes.

Vinieron a mi casa tal y como habíamos quedado, para hacer unas birras antes de ir a cenar, pero excusando la ausencia de uno porque no se encontraba bien, cosa que me extraño enormemente. Entonces, sorpresivamente, vinieron dos amigos con los que no había contado, y a partir de aquí ya me dí cuenta que algo se había urdido a mis espaldas y que yo sólo podía dejarme llevar por ellos …

Al poco llegó un mensaje / mail del supuesto indispuesto, en el que nos pedía ayuda porque se estaba transformando en zombie tal y como ilustraba la fotografía que adjuntaba…Todos estuvieron de acuerdo en ir a su casa para ayudarle, a pesa de mi insistencia en afirmar que ya no podíamos hacer nada por él. Pero no hicieron caso a mis recomendaciones, a pesar que yo soy, según ellos, el experto en temas zombies.

Así que acudimos a su casa y, como no, esta vez si que era válido mi estatus de “experto en temas zombies “, teniendo que ser yo el primero en entrar. Después de unos cuántos golpes en la puerta y unas cuántas risas por el incidente que acabó con unos sesos encima de la alfombra (menos mal que no los cogí en un acto reflejo), pasamos al comedor dónde una amiga hizo una gran interpretación de un despertar zombie, a medio camino entre la niña del exorcista y la madre de Norman Bates, en la que casi se queda sin voz.

El comedor estaba ambientado con telarañas, tenues luces y una tenebrosa música ambiental y la cena fue servida por un atento mayordomo zombie. Por cierto, que el menú era el siguiente:

rcz 2

De todos los platos, el que más me impresionó fue la sopa de ojos. En parte porque me hizo recordar la peli de Indiana Jones y el Templo Maldito y en parte porque nos tuvimos que comer los ojos que adornaban la sopa…y os puedo asegurar que nos costó a pesar que eran ojos de gominola, blanditos por fuera y rellenos de un líquido viscoso por dentro. De hecho hubo quién no fue capaz de comérselo.

Además de la ambientación y del menú, también hubo un momento en el que la conversación giró en torno a la supervivencia en un mundo apocalíptico, no de zombies, pero sí colapsado y en el que los humanos tendríamos que sobrevivir como fuese. Un gran tema de conversa para una cena de este tipo.

Resumiendo, fue una gran cena que siempre recordaré con mucho cariño.

El domingo, ya oficialmente día de cumpleaños, hice una cena en mi casa para mi familia. Lo bueno de las fondues de queso y aceite es que, a parte de servir para cenar, sirve para darte cuenta de lo dispuesto que estás a compartir la comida con los prójimos…jejeje…más que una familia parecíamos una jauría de lobos hambrientos.

Fue una cena agradable en la que hablamos de diversos temas, ninguno de ellos versado en como sobrevivir a un mundo apocalíptico, sino en como sobrevivir a nuestro mundo y sus quehaceres habituales: paro, crisis, hipotecas, alquileres, trabajo, salud, viajes, etc. Después de soplar las velas y comer el pastel, me hicieron entrega de los regalos, entre los que había estos dos libros:

rcz 3

Parece ser que este año, aparte de zombies, el tema literario es un recurso que se repite, ya que con éstos son ya 5 los libros que me han regalado (bueno, 3 son autorregalados). Pero bueno, los libros, al igual que los zombies, son un acierto seguro a la hora de hacerme un regalo.

Ambos son en principio libros de humor, aunque quién sabe las enseñanzas que pueda extraer de la lectura de Zen para zombies, aunque el de Zombi para principiantes fue el que más carcajadas nos arrancó a todos los presentes. En parte porque tiene un pequeño dispositivo que repite una y otra vez, tantas como lo pulses, las frases que salen en el libro y en parte por los dibujos, llenos de humor, que ilustran el libro. Particularmente a mí me gustó también porque me hizo recordar, por el formato de hojas gruesas tipo cartón, a los cuentos que leía cuando crío. Y siempre está bien recordar lo que hemos vivido, sobretodo cuando cumplimos años.

En fin, que este año ha sido una celebración especial, centrada en la sorpresa y, como no, en los zombies.


One Comment on “Regalos de cumpleaños zombies”

You can track this conversation through its atom feed.

  1. Linea oscura says:

    conozco ese programa de manipulacion de imagenes.

Leave a Reply

XHTML: You can use these tags: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>