GMZ1

Lo sucedido reciente con la cuestión del ébola ha hecho aflorar en mí una vieja duda que siempre había tenido.

Lo cierto es que hacía tiempo que me planteaba esta pregunta, pero no fue hasta el desastre del Katrina que obtuve indicios de la posible respuesta.

El Katrina, sucedió el 2005 en la mayor potencia mundial del planeta, que contaba sobradamente con recursos económicos y a pesar que, irónicamente, había sido detectado y previsto con anterioridad suficiente, no fueron capaces de adoptar las medidas necesarias para paliar las consecuencias negativas que produjo, dejando a su suerte y fortuna a cientos de miles de personas.

En este caso se vivieron situaciones muy similares a las que se vivirían en caso de un Apocalipsis Zombie, incluyendo la falta de lo más básico para sobrevivir (agua, comida y refugio) y que acabaría provocando saqueos, altercados y una grave inseguridad ciudadana.

GAZ2

El Katrina fue, para mí, la primera prueba fehaciente de que por muy desarrollado y por muchos recursos de los que disponga un país, no podría hacer frente con eficacia a una situación catastrófica para la que no se hubiese preparado. Y lo primero para prepararse para una contingencia es tomarse en serio la amenaza que representa.

Por otra parte, además de la preparación de medios y recursos para solventar con éxito un desastre, sería determinante su buena gestión por parte de las autoridades competentes.

Y en este punto es donde la situación vivida en nuestro país con la reciente crisis sanitaria del Ébola, prácticamente ya olvidada por todos y especialmente por los medios de comunicación, ha demostrado la clara ineptitud de la administración para gestionar situaciones de esta índole.

No solamente es por las impopulares decisiones tomadas (permítanme este juego de palabras), ni por las escasas y poco apropiadas medidas de seguridad y profilaxis empleadas, sino sobre todo por su autoproclamada falta de responsabilidad y la búsqueda inmediata de culpables ajenos a ellos mismos con los que hacer expiar su negligencia y mala gestión.

Si una sola persona se contagió, aunque fuese por accidente, quiere decir que las medidas de seguridad que se adoptaron no fueron las suficientes, así como los protocolos de actuación, la formación y el material empleado para llevar a cabo las tareas asignadas no eran las más adecuadas.

La única forma admisible de contagio que les exornaría de su responsabilidad sería el contagio voluntario e intencionado y, aún así, esto evidenciaría que las medidas de seguridad pasivas y las medidas de aislamiento no eran las adecuadas o las suficientes para evitar cualquier posibilidad, por mínima que fuese, de contagio.

GAZ3

De todo lo acaecido al respecto, me ha sorprendido sobremanera la cuestión de la forma de propagación del virus: aseguraban que solo se podía producir por contacto directo con los fluidos de un infectado, que presentase síntomas evidentes, porque si no era imposible (según afirmaban), pero la persona que se infectó lo hizo porque supuestamente se tocó la cara… ¿Acaso no llevaba doble guante y se quitaría el primer par, en teoría los manchados, antes de sacarse la protección que llevara en la cara? ¿O resulta que solo llevaba un par? ¿O el par inferior estaba también contaminado con fluidos? ¿No se limpió la cara después de tocarse accidentalmente? Tras plantearse estas preguntas, es fácil que se acabe deduciendo que o no fue un inocente toque accidental o qué bien se podía transmitir por medio aéreo, al contrario de lo que desde un principio se había oficialmente afirmado.

Lo cierto es que esta última hipótesis empezó a tomar fuerza desde el momento que oficialmente no se fue capaz de desmentirla categóricamente, a lo sumo afirmar que no se consideraba un vector de propagación posible, aunque tampoco descartable al 100 %.

Además, varios organismos oficiales sembraban dudas sobre su propagación vía aérea al no descartarla y/o considerarla directamente posible, como han hecho varios ejércitos del mundo (incluyendo el español) o el propio CDC, el cual ha llegado a proponer medios de protección que parecerían más acordes para una posible propagación aérea (ver el capítulo 4 de su Manual para el control de la Fiebre Hemorrágica Viral, que puede verse aquí).

GAZ4

Por si fuera poco, el hecho que se pudiese propagar por vía aérea justificaría la preocupación oficial por el riesgo que se produjese una pandemia, sin que hasta el momento haya podido ser demostrada su transmisión entre personas por vía aérea, pero tampoco demostrada su no transmisión (ver la Revisión del contagio del virus del Ébola entre personas así como el pdf Por qué no es probable que la enfermedad del Ébola se convierta en una enfermedad transportada por el aire y que cada cual saque sus conclusiones).

En resumen, que si los altos cargos de la Administración han gestionado de una forma tan deficiente un peligro potencial real como ha sido la crisis del Ébola, ¿cómo gestionarían un Apocalipsis Zombie?…posiblemente asegurándose que a ellos, y los suyos, no les sucediese nada y poco más.

Así que no dejéis de prepararos para estas y otras contingencias que puedan ocurrir.

Para más información sobre el Ébola, consultad la web del CDC: Enfermedad del Ébola.


5 Comments on “¿La administración gestionaría correctamente un Apocalipsis Zombie?”

You can track this conversation through its atom feed.

  1. sedz says:

    En mi país (México) se pueden ver (en algunos estados, no estoy seguro si en todos) los recursos y planes de contención. Con la crisis vírica no hay nada, parte de cerrar el Congreso y las fronteras.
    Se vio con la gripe, con una epidemia de pequeña escala de piojos en mi estado, y a gran escala con el ebola.
    Como en todos los países, primero la economía y la política, después el bienestar del pueblo.
    Yo creo que en una crisis en donde no solo los infectados son contagiosos, si no que hacen todo lo posible por contagiar, todas las naciones caerían, ya que lo logico es que al enfermar, se queden quietos.

  2. M14 says:

    Dada la incompetencia más que demostrada de todos y cada uno de les gobiernos que gobiernan España, creo que un caso como un apocalipsis zombi calaría hasta los huesos en todo el país, y en pocas horas a los países vecinos y al resto del mundo… Tal y como se llevó el tema del ébola ya se ha visto de lo que son capaces esta casta de gobernantes, y creo que no hace falta ningún otro comentario el respecto, a parte de incompetentes, como bien comenta sedz, primero ellos, después el pueblo… Por lo tanto, en una crisis, ya sea económica, viral o del tipo que sea, es mejor estar uno preparado por si mismo que esperar que los inútiles de turno hagan bien su trabajo y se encarguen de la gente… Y para muestra, no sólo un botón, sino muchos 😉

  3. taniki says:

    Que más se puede añadir a parte de lo comentado por sedz y M14… inútiles es una palabra que se queda más bien corta, muy corta para describir cualquier gestión que tenga que ver con el gobierno, el actual, el venidero o el pasado… que podemos esperar de un país donde sus políticos no requieren de estudios previos? lo más triste es que si se diera el caso, los primeros en caer serian hospitales, donde esta la gente que con su saber hacer podría ayudar al resto de la población. Jodidos peña, estamos muy jodidos y vendidos a cualquier virus, pero si hasta los virus que se creían extinguidos han vuelto! La amenaza silenciosa, más mortífera que ninguna! y las vacunas en manos de multinacionales y politiqueos varios, la gestión de la educación y el I+D en manos de los que tienen pasta…. que más decir, jodidos estamos jodidos. Tenemos que hacer un cambio en la política ya!! esta claro que así no funciona no? que más se necesita? tamos tontos??

  4. Pelos says:

    Miran por ellos primero, son unos incompetentes y unos inútiles pero ironicamente, son los que más posibilidades de salvarse tienen, tanto del Ébola como de un AZ.

    Así que la mejor técnica de supervivencia consiste en pegarte a uno de ellos…;)

  5. SNAKE % says:

    jajajajajajajaj. vamos a morir todos ..

Deja un comentario

XHTML: You can use these tags: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>